Ir al contenido principal

Más evidencias sobre los efectos del tabaquismo pasivo


El Newsletter de ayer de la revista Jano destacaba como el  tabaquismo pasivo puede aumentar el riesgo de padecer diabetes  mellitus tipo 2, a raíz de los resultados del trabajo de investigación de Luxia Zhang y otros investigadores del Brigham and Women's Hospital de Boston (Estados Unidos), publicado el pasado mes en Diabetes Care.

Antecedentes

Un estudio de la OMS, publicado en ‘The Lancet’, atribuye el 1% de la mortalidad mundial en 2004 a la exposición al humo de tabaco en no fumadores, siendo el tabaco causa de más de 600.000 muertes anuales en fumadores pasivos, de las cuales alrededor de 165.000 se producen en niños

Existen estudios que han identificado una asociación positiva entre tabaquismo activo y el riesgo de diabetes, pero se disponía de poca información sobre la relación entre el tabaquismo pasivo y diabetes tipo 2.

Objetivo y metodología

Zhang et al con objeto de evaluar, entre las mujeres, la asociación entre la exposición al humo pasivo o el tabaquismo activo, y el riesgo de diabetes 2, diseñan un estudio de cohorte prospectivo en el 100.526 mujeres son seguidas que durante 24 años.

Resultados
 
En comparación con las mujeres no fumadores sin exposición al humo del tabaco pasivo, se produjo un incremento del riesgo de diabetes mellitus tipo 2 entre las no fumadoras que ocasionalmente estuvieron expuestas a humo pasivo (Riesgo Relativo [RR] 1,10 [IC 95% 0,94-1,23]), riesgo que aumneta entre la que estuvieron expuestas al humo pasivo regularmente (RR 1,16 [1,00-1,35]). El riesgo de diabetes tipo 2 se incrementó en un 28% (IC 12-50%) entre todas las ex fumadoras. El riesgo disminuye con el tiempo,  ya  que dejar de fumar disminuye el riesgo, pero sigue siendo mas elevado, incluso 20 años más tarde (RR 1,15 [1,00-1,32]). Las fumadoras actuales tenían el mayor riesgo de diabetes tipo 2 de una manera dosis-dependiente. El RR ajustado se incrementó de 1.39 (1.17-1.64) para 1-14 cigarrillos por día a 1,98 (1,57 a 2,36) para ≥ 25 cigarrillos por día en comparación con los no fumadores sin exposición al humo pasivo.

Conclusiones

El estudio evidencia que en las mujeres la exposición al humo pasivo y el tabaquismo activo es positiva e independiente con el riesgo de diabetes tipo 2; cuanto mayor es la exposición al tabaco, aunque sea de forma pasiva, más riesgo existe de desarrollar diabetes tipo 2. Por ello, y aunque todavía no han detectado el origen de esta relación, los resultados del estudio hacen más necesario la necesidad de evitar el tabaquismo pasivo. 

“Crear ambientes totalmente libres de humo de tabaco es la única manera de proteger a las personas de los efectos nocivos del tabaquismo pasivo”.

Comentarios

  1. Cuando desaparezca el tabaco en el mundo ya nadie morira,es mas, los "científicos" se aburrirán porque no sabrán sobre que hacer estudios.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Este es un blog dirigido a profesionales sanitarios. Los comentarios están sujetos a moderación por el autor antes de su publicación, no admitiéndose publicidad, comentarios no profesionales, no fundamentados científicamente, ni aquellos que resulte inapropiados u ofensivos, etc. Tampoco, en ningún caso a través del blog o correo electrónico, se atenderán casos clínicos particulares ni se dará información personalizada. Si algún paciente desea ser atendido en consulta puede solicitar cita en el teléfono indicado para tal fin.

Post más populares

Eczema dishidrótico e hiperhidrosis

RESUMEN
El eczema dishidrótico es una dermatitis crónica, relativamente frecuente que afecta a las manos y a los pies. Se caracteriza por la aparición de vesículas de 1 a 2 mm, recurrentes y crónicas, en palmas, plantas, y caras laterales de los dedos, acompañadas o incluso precedidas de prurito.  Su etiología es desconocida, sospechándose que interviene la propia sudoración sobre un fondo atópico. También se la denomina dermatitis eczematosa dishidrótica, eczema paráptico o pómpholix, soliendose reservar el términos pómpholix para el subgrupo de pacientes que presentan erupciones agudas de grandes bullas en manos y pies.
La historia clínica y la exploración física suelen ser suficiente para establecer el diagnostico, caracterizándose por presentar las lesiones descritas y seguir un curso cíclico, alternando recurrencias con remisiones, que a menudo se resuelve sin tratamiento.
Algunos pacientes deberán ser tratados para disminuir la duración de las lesiones y prevenir las recurrenci…

Valoración del paciente con adenopatías

INTRODUCCIÓN
Se entiende por adenopatías, linfadenomegalias o linfadenopatías el aumento de tamaño o la alteración de la consistencia de los ganglios linfáticos. De acuerdo al tamaño se define como adenopatía aquellos ganglios linfáticos mayores de 1 cm. de diámetro, a excepción de los que se presenta a nivel inguinal y epitroclear, donde se consideran patológicos aquellos mayores de 1,5 cm. y 0,5 cm. de diámetro respectivamente, y también a nivel supraclavicular, que se consideran patológicos independientemente del tamaño. En cualquier otra localización corporal se pueden palpar ganglios más pequeños de 0,5 cm sin significado patológico. Sin embargo no solo el tamaño define un ganglio como patológico ya que otras características semiológicas deben ser valoradas, tales como consistencia, adherencia o no a los diferentes planos, sensibilidad.

ETIOLOGÍA
La palpación de ganglios aumentados de tamaño es un hecho frecuente en el ámbito de Atención Primaria, siendo a veces el propio paciente…

Poliglobulias: Aspectos prácticos para el médico de familia

INTRODUCCIÓN
La policitemia o poliglobulia se define como un aumento en la masa eritrocitaria. Se caracteriza  por un incremento del número de hematíes y/o de la cantidad de hemoglobina por unidad de volumen de sangre. El parámetro hematológico mas apropiado para su valoración es el hematocrito, debiéndose sospechar poliglobulia cuando este se sitúa de forma mantenida dos desviaciones estándar por encima de la media normal: 52% en varones y al 48% en mujeres. En caso de utilizarse la hemoglobina se debe sospechar poliglobulia cuando la hemoglobina es mayor de 18,5 g/dl en varones y de 16,5 g/dl en mujeres.



CLASIFICACIÓN Y ETIOLOGÍA
Es importante diferenciar si la poliglobulia es absoluta, con un aumento real de la masa eritrocitaria, o relativa, en la que hay un incremento de la concentración de hematíes por una pérdida del volumen plasmático, pero la masa eritrocitaria es normal.

Poliglobulia relativa o ficticia 
Es la poliglobulia que se produce por disminución del volumen plasmático,…